Saltar al contenido

¿Qué pasa si mi caballo sufre un cólico?

febrero 7, 2021

El cólico no suele ser una situación de “esperar y ver”. Necesita atención y tratamiento oportunos. El cólico puede ser leve y desaparece por sí solo, pero algunos cólicos son un síntoma de un problema más grave que requiere atención veterinaria. A continuación, le mostramos cómo tratar la mayoría de los casos de convulsiones. Sin embargo, si su caballo está sufriendo un desastre, puede estar balanceándose y trillando, o está visiblemente adolorido, el primer paso debe ser llamar a un veterinario.

Velocidad

Estime la severidad del cólico. Si su caballo tiene un cólico leve, puede parecer incómodo, se muerde los costados y se para estirado, observe y vea si el cólico disminuye en unos 30 minutos. Nótese la ausencia de pus o signos de diarrea, signos como ropa de cama deshebrada, lo que indica que el caballo ha intentado montar en el establo, sudor, temblores o cualquier otro comportamiento inusual. Después de determinar la gravedad del cólico, retire todos los alimentos (incluidos ropa de cama) del puesto. Por lo general, puede dejar el agua, aunque el caballo enfermo beberá de todos modos.

Prueba Motion

Mientras el caballo esté tranquilo, puedes intentar hacer un “levantamiento de vientre”, caminar de la mano o estocadas. Unos minutos de trote pueden ayudar, pero solo durante unos minutos. No lo canses. Cuando empiece a sentirse mejor, ofrézcale algo de comida. Si come, puede dejar de pelear, pero obsérvelo de cerca durante horas. Tuyo el caballo debe recuperarse, incluida la extracción de una cantidad razonable de estiércol en poco tiempo.

Algunos cólicos se pueden curar llevando al caballo en un remolque. El leve efecto de los cólicos o los gases se puede eliminar saltando un poco. El movimiento ayuda al caballo a producir estiércol y expulsar gases. Con convulsiones leves, esto puede ayudar. Nuevamente, es importante no tensar al caballo y no cansarlo.

En 30 minutos

Si después de aproximadamente media hora los síntomas del cólico no desaparecen, consulte a un veterinario. Anote cualquier cambio en el alimento, los medicamentos y los removedores de lombrices, los cambios en el régimen o cualquier otra cosa que recuerde que pudo haber causado el episodio de cólico. Preste atención a la cantidad de estiércol producido y la consistencia del estiércol. Ya sea sabroso o muy seco, es importante tomar nota de algo inusual. Esto puede facilitar el diagnóstico de la causa del cólico y acelerar el tratamiento. Si su caballo parece temblar pero no cabalga con fuerza, cúbralo con mantas calientes. Los caballos que viajan en mantas tienen la oportunidad de meterse en las correas. Un caballo que monta en su establo puede ser golpeado por una pared.

Seguridad primero

Si el caballo recibe una fuerte paliza, primero cuide su propia seguridad. Sus instintos intentarán calmar al caballo, pero un caballo que sufre un dolor severo puede que no se olvide de todo, incluso de un líder conocido y respetado. Llame a un veterinario inmediatamente.

Durante mucho tiempo se pensó que el patinaje intenso y el ordeño pueden causar torsión intestinal. Pero no se ha establecido si esto es cierto o no. Trate de mantener al caballo en pie. El cuidado tradicional de las convulsiones implicaba pasear al caballo, pero si ya estaba cansado de aplastar y montar, caminar sólo podía aumentar su fatiga. Su caballo se mantendrá firme o simplemente se quedará quieto por un corto tiempo. Puede ser casi imposible (y peligroso) detener a un caballo. Si es posible, hágalo de manera segura, muévalo a un lugar donde sea menos probable que se lastime o, si es posible, muera.

Use la medicación con precaución

Si almacena medicamentos recetados, como relajantes musculares para los cólicos espasmódicos, en su botiquín de primeros auxilios, utilícelos con extrema precaución. El manejo inadecuado de un caballo puede hacer más daño que bien. En el cólico causado por un intestino torcido o telescópico, es necesario un diagnóstico rápido. No le dé al caballo nada que pueda enmascarar los síntomas.